Hazlo, simplemente hazlo

Al hilo del último post, he encontrado dos espléndidas exposiciones muy del estilo. Tenemos en ZenHabits 4 Simple Principles of Getting to Completion, en el que Leo Babauta (ZTD) nos empuja a una máxima simplificación, a un reducción a lo mínimo para realmente ser productivos, casi podría decir para poder emprender cualquier cosa.

En una línea parecida, Hábitos Vitales encuentra un Manifiesto, quizá un poco más irreverente en algunos puntos pero que ahonda en el mismo concepto. Muy de las StartUps de hoy en día: Hazlo, hazlo rápido, sencillo y a la calle.  Que luego ya veremos donde acabamos en la siguiente versión.

Y es que es cierto que el perfeccionismo en unos casos y la falta de sentido común en otros hace que muchos proyectos no acaben nunca. Hace que se fracase por falta de “agilidad” en dar resultados y poner los mismos en manos de los usuarios que al final son los que de verdad tendrán que usar ese sistema.

Me viene a la cabeza 2 proyectos que tengo muy cercanos. En uno es el cliente el que quiere tener todo, tanto que cada iteración se hace tan larga que en el siguiente workshop nos  encontramos que ha cambiado tanto su negocio y la legislación que casi volvemos al punto cero.

En el otro es en realidad ese conjunto mínimo de funcionalidades que “alguien” definió el que hace que el tiempo pase sin que podamos “ver” resultados.

Yo me desespero insistiéndoles en que simplifiquen, en que cierren lo que sea y lo presenten, en que podamos “jugar” con ello y darles un feedback real…

2 comentarios en “Hazlo, simplemente hazlo

  1. Ya sabes Luís, que los clientes son siempre un reto, algunos más que otros, pero ese tiempo en cada ciclo es siempre un factor importante. La máxima en estos casos debe ser planificar y convencer que es la única vía de éxito de disponer de entregables con frecuencia. Querer abarcarlo todo de golpe suele ser casi siempre una mala idea y debemos convencer a nuestros clientes de ello.

  2. Muchas Gracias Roger.

    Efectivamente, la teoría suele estar clara. Otro tema es lograr convencer al cliente (interno o externo). Bien sea porque el proyecto les costó tanto lanzarlo que ahora no quieren que pare antes de tener todo (todo,todo toodo) bien porque entienden que o hace todo “eso” o los usuarios no tendrán todo resuelto (pero ellos no suelen estar cerca del proyecto) o por el famoso “eso está incluido en el contrato”, etc.

    En cualquier caso el resume es tu inicio: los clientes son siempre un reto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s